Posts etiquetados ‘Steinkjer Sykehjem’

AdobePhotoshopExpress_2015_05_23_195618

EIN HÆLV KÆLV LÅG I ÆLVA Å FLAUT“.

No, no he aprendido arameo ni élfico. Ni he escrito algo que ha sido transcrito a lo “discos que cuando se oyen del revés, revelan mensajes ocultos” y otras historias de “Cuarto Milenio”. Mucho menos he sido poseído por Satán y en medio de mi particular posesión estoy hablando en su jerga más coloquial. Lo que habéis leído es una frase en trøndersk, uno de tantos dialectos que uno puede hallar en Noruega y que precisamente, se habla en la región (Nord-Trøndelag) donde se encuentra la ciudad donde resido.

(más…)

AdobePhotoshopExpress_2015_01_10_055755

Cinco grados bajo cero. Mi respiración pesada fluye de mi boca en forma de vaho y se eleva a través de mis hombros mientras sigo avanzando a trote suave por el helado sendero que me lleva a la playa. No me dirijo a la encantadora Paradisbukta, a decir verdad, no sé a dónde mi dirijo, tan sólo sé que el frío y la oscuridad me rodean, me acompañan en mi sesión de ejercicio y mis piernas, curtidas por el frío noruego y por numerosas sesiones de running, me llevan a dondequiera que me lleven. Mientras la oscuridad y la densa niebla se ciernen sobre mi, sólo me acompañan el absoluto silencio y el sonido del hielo y la nieve crepitando bajo mis pies, enfundados en mis zapatillas de deporte, que a su vez llevan adheridos los crampones para poder desplazarme sin que el hielo consiga abrirme la crisma. El crepitar del hielo bajo mis pasos y como no, la música de mis auriculares inhalámbricos, me acompañan por el penumbroso y gravoso sendero, abrazado de forma perpetua por el bosque sombrío. Noche, niebla, bosque tenebroso, absoluto silencio y mi solitaria presencia; se reúnen todos los ingredientes para que el clásico de terror cobre vida y tras un arbusto aparezca una figura imponente y maligna, portando un cuchillo de gigantescas dimensiones y de un diestro tajo me arrebate la vida y desaparezca de este mundo para siempre.

10306986_693351624037616_378286271_n

La oscuridad se cierne sobre mi. Foto: Extraída de http://www.randomlocalguys.com

Sólo falta una buena canción“, pienso. Uso mi móvil para la música mientras corro y mi aplicación favorita es Spotify. Para no hacer las sesiones de entrenamiento tediosas y repetitivas, siempre uso la opción de sesión aleatoria, es decir, la reproducción de la sesión no va ordenada, sino que Spotify reproduce a su voluntad.

(más…)

Imagen

Una vez más volvemos al blog para escribir, tal como había prometido, la segunda parte de esa “breve” inmersión a la BSO del SS. Quizás haya tardado más de la cuenta en postear debido a que tenía que estudiar para el examen de noruego B1 y debía aparcar la entretenida actividad de plasmar mis vivencias en esta página por un corto espacio de tiempo. Sin más preámbulos, sigamos con el análisis. Cuanto antes termine, antes podré irme al gimnasio a sudar un poco la camiseta.

(más…)

Image

Diez y media de la mañana. Una vez escuchado el rapport del día junto con mis compañeros de trabajo y tras haber realizado las tareas pertinentes al correspondiente turno (despertar a cada uno de los pacientes de la unidad, asearlos o ayudarlos a que estos se aseen, prepararles el desayuno, administrar el desayuno a los pacientes con un factor de dependencia más que elevado y administrar la respectiva medicación), aprovechando ese breve intervalo de tiempo en el que había pocos quehaceres, he decidido hacer uso del televisor a fin de poder ver algún canal interesante junto con el resto de pacientes, como el NRK1 o el NRK2, cuyos programas y series habitualmente ingleses, poseen subtítulos en noruego que pueden serme útiles para ampliar mi vocabulario.  Iba escudriñando los cajones en  busco del mando de este, hasta que finalmente, abriendo un armario, junto con el control del aparato he encontrado algo más que interesante: una amplia y variada colección de música noruega.

De todos los discos compactos disponibles en el centro, he cogido prestados nueve, puesto que eran los que más me han llamado la atención debido a su carátula y a los nombres de las canciones. Y hoy, amigos míos, el post tratará de una breve inmersión en la BSO de Steinkjer Sykehjem; podreis observar que emplearé un aire jocoso para amenizar algo que algunos les puede parecer tedioso y más bien poco trascendental. Los lectores de este blog deben también entender que el propósito del post de hoy no persigue criticar de forma peyorativa el trabajo y esfuerzo de los cantantes noruegos, sino analizar desde una perspectiva meramente simplona y carajillera, los “music hits” del centro donde trabajo. Estos han sido numerados del uno al nueve en orden descendente a modo de ranking. Vamos allá:

(más…)

Image

… Y sigue escribiendo el blog, dijo Carlos, sonriente pero con mirada melancólica al lado de mis maletas. Estábamos en la estación de Ås un mediodía soleado y las inclemencias meteorológicas habían respetado la jornada de viaje de vuelta a Steinkjer. En cuanto el ruido del tren se hacia cada vez más notorio, arribando cada vez más y más éste a la estación, nos acercamos para darnos un caluroso y sincero abrazo y de mi boca salió Tío, eres la familia que aquí no tengo, te voy a echar de menos y Carlos, sonriente respondió con un y yo también, Bruneke (Así me llama cariñosamente). Y se produjo un silencio nada incomodo. Jamás un silencio había dicho tanto (Lo lamento, pero esto no es Brokeback Mountain y por tanto, los tiros no van por ahí). Me ayudó con las maletas y ya dentro del vagón nos estrechamos la mano y un cuídate al unísono salió de nuestras bocas. Las puertas se cerraron y el tren se puso en marcha para llevarme a la estación de Oslo.

Recuerdo ese instante muy bien y creedme, fue un momento emotivo entre dos amigos que empezaron esta aventura juntos y tras un tiempo viviendo alegrías y tristezas por tierras nórdicas, deben separarse (esperando eso si, que sea por un tiempo prudencialmente corto). Pero no sería justo empezar el relato de mi llegada a Steinkjer sin antes contaros lo acontecido antes. Ahí va:

(más…)